sábado, 25 de junio de 2016

El modelo neoliberal está gozando de buena salud y esta en plena vigencia



Hoy más que nunca, convencidos de la actitud  de un pueblo sometido y “pasivo” que muerde sus dientes de bronca ante la negativa a sus demandas y necesidades básicas insatisfechas, impotente (porque sus dirigentes de la COB se vendieron al gobierno) frente  a las denuncias no siempre investigadas sobre la  descarada corrupcion en todos los niveles de gobierno;  pueblo al que se le dio sólo dos caminos; o “…estás con el oficialismo o eres de “derecha”  o “…estás de acuerdo en todo o te expulso”; reduciéndolo de esta manera, a la ciega obediencia del soldado de cuartel,  producto también de la actitud oportunista y sin principios revolucionarios de muchos “dirigentes” de doble discurso, cooptados por el poder gubernamental que deciden la suerte de todo un pueblo de manera inconsulta a favor de intereses personales o de grupo sin el menor respeto a sus bases.

 Frente a esta realidad los compañeros de base sindicalizados  y las fuerzas sociales y ciudadanía en general, están despertando su sentido de rebelión ante ese descontento generalizado; en la actual coyuntura política, es un desacierto las declaraciones de algunos ministros de gobierno frente al problema de ENATEX (generado por su incapacidad de administrarlo y asumirlo sin la debida idea ni  competencia en el manejo de esta empresa, y eso de que cacarean demagógicamente sobre la industrializacion del país) y que en consecuencia, a través del decreto 2765 ha provocado al pueblo en su conjunto, minimizando y burlándose de las movilizaciones de la COB, y una crisis política y estructural sumados a las demás problemáticas que bien pueden derivar en una suerte de caída en forma de dominó  las políticas de este gobierno que no se detiene en su angurria de poder, usando la prebenda el clientelismo el patrimonialismo y todas las formas posibles para perpetuarse en el poder!

Sin embargo,  habrá que recordarles que al inicio de gestión del MAS nadie se atrevía a estar en desacuerdo con el accionar de su gobierno, actualmente tras estas  desatinadas acciones e hipócrita manera de gobernar, sin el debido respeto a los ciudadanos en todos los aspectos: ético, moral, valóricos, de principios. etc. El gobierno debe saber que están jugando con fuego, ya que ningún llunku dirigente, tendrá la suficiente autoridad para frenar la rebelión popular

También es importante hacer notar, que se ha dado un paso gigante en la reacción contra el gobierno de forma abierta y desde las filas de la COB, donde las contradicciones internas ya se visibilizan y se profundizan en la toma de decisiones en contra del gobierno, que de continuar este hecho, es acelerar su propio desgaste y de lo mas impredecible, su hundimiento  por el descontento generalizado. Y la gran pregunta es: ¿ante ese inminente hecho quién o quiénes lo sucederán? La  vieja derecha, de ninguna manera puede serlo, y menos debemos dejar que ello suceda, aunque enarbolen banderas de los trabajadores y de nuestro pueblo para tratar de confundirnos, o intenten encandilarnos reclamando la paternidad de la movilizacion de los trabajadores (caso Doria Medina, un jurado enemigo de clase).

La historia nos reta a todas las organizaciones del campo popular, a forjar un proyecto político de un Nuevo Estado superior al Estado Plurinacional en crisis (nueva forma del viejo Estado burgués boliviano), el cual debe ser democrático, popular, revolucionario y antimperialista. No hay otra alternativa. 

No se trata de ser dogmáticos y menos heterodoxos (de los que  hoy abundan por doquier), sino la de ser consecuentes con la ideología del proletariado: el MARXISMO LENINISNO. La revolucion de la Nueva Democracia requiere mas que un proyecto político de un Nuevo Estado, y ella está ligada inseparablemente a nuestra concepción de la revolucion socialista de carácter científico de acuerdo a nuestra realidad objetiva.  Lo contrario es reformismo, revisionismo y traición a la  clase obrera y a nuestro pueblo, como la de aquellos falsos revolucionarios en funcion de gobierno que reprimen despiadadamente a los trabajadores, persiguiendo y deteniendo a los trabajadores por el solo hecho de defender sus derechos y reinvindicaciones, que además estan consagradas en la Constitucion Política del Estado Plurinacional burguéz. Con razón el gobierno del MAS no abrogó el D.S. 21060, porque el modelo neoliberal está gozando de buena salud y esta en plena vigencia, y se la aplica sin ninguna sensibilidad social en contra de los trabajadores.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada